Orientaciones y Formas de relacionarse

5 formas en que la no-monogamia puede fortalecer una relación, si estás buscando explorar algo nuevo

Por KRISTEN SOLLEE / 09/05/16

Seas monogámico, poliamoroso, o algún punto del vasto abismo intermedio, existe un nicho en el espectro de relaciones para satisfacer tus necesidades. Aunque la cultura de vanguardia nos asegura que no hay una forma errónea de relacionarse, las parejas uno-a-uno siguen siendo la norma, y explorar relaciones no monogámicas puede encontrarse con un cierto nivel de estigma (y acusaciones de ser “egoísta”, “atrevido”, o directamente un cretino)

La semana pasada, cuando el sitio para concretar infidelidades “Ashley Madison” fue hackeado, los usuarios tuvieron que enfrentarse con que se descubrieran sus intereses de tener relaciones extra-maritales, lo cual trajo a colación una alegría maliciosa por parte de muchos, así como también artículos diseccionando nuestra cultura monogámica y las formas en que el matrimonio moderno ha fallado en evolucionar después de 1950. Aún cuando el engaño y la no monogamia no son una misma cosa, sí podría decirse que descendería el nivel de infidelidad si la gente pudiera encontrar una forma más flexible de relacionarse.

De esta forma, si estás conforme con un sólo compañero es genial, pero para el resto de nosotros, para quienes eso no funciona, hay formas de abordar la no monogamia en forma consensuada que puede ser maravilloso para tu relación. Acá hay 5 formas en las que abrirse puede realmente acercarlos a vos y a tu pareja.


Incentiva la comunicación

Los del tipo fuerte y callado no pueden aplicar el juego consensuado de la no monogamia. Si tu pareja y vos quieren remover algunas de las restricciones de su relación, van a tener que enmarcarse completamente en un diálogo honesto constante. Los secretos y las mentiras son para los “tramposos”, muchas gracias.

 

Te obliga a enfocarte en tus deseos personales.

Es de común conocimiento que perderte en una relación convencional no te ayuda ni a vos ni a tu pareja. Independientemente del tipo de relación que tengas, el cuidarse a uno mismo es crucial, pero las relaciones no monogámicas verdaderamente te fuerzan a hacerte preguntarte difíciles sobre lo que necesitás para estar satisfecho, tanto sexual como emocionalmente.

 

Te permite poner nuevas experiencias sobre la mesa.

La monogamia no significa que hacés todo con tu pareja, pero sí restringe el tipo de relaciones íntimas que podés tener por fuera de tu vínculo principal. Abrir tu relación significa que podés compartir algunas de las nuevas experiencias que estás teniendo, lo cual, en un escenario ideal, inspirará más tu(s) relación(es).

 

Reduce la frustración sexual.

Depositar en una única persona todas tus necesidades sexuales puede resultar desalentador. Hay horarios y libidos que tienen que coincidir, y a veces hacerlo con la misma persona por un tiempo puede hacerse duro, sin importar qué tan enamorado estés. Si tu arreglo te permite cierta liberación por fuera de la relación, eso puede reactivar tu deseo sexual, gracias a algo denominado compersión.

 

Te hace apreciar a tu pareja por quien es.
Comparar a tu pareja con otra persona se supone que es lo peor que podrías hacer, según los expertos. Sin embargo, cuando tu vida conyugal te permite experimentar en carne propia con otras personas, eso te puede permitir dejar de fantasear con lo que no tenés, y empezar a apreciar lo que sí.

Fuente:http://www.bustle.com/articles/100091-5-ways-non-monogamy-can-strengthen-a-relationship-if-youre-looking-to-explore-something-new

Traducción:Juli Juli

Revisión:Navimuse